El análisis técnico en el trading y el fundamental son dos técnicas de evaluación de las inversiones de las que seguro que has oído hablar. Sin embargo, no todo el mundo tiene claras sus aportaciones ni sabe de qué manera puede utilizar cada una de ellas.

Los cursos de bolsa online resultan útiles para comprender las características y diferencias entre estos dos tipos de análisis. Pero, antes de que te apuntes a ellos, vamos a presentarte una primera explicación. Presta atención.

En los cursos de bolsa online se enseña el análisis técnico

El análisis técnico se basa en la observación previa de las tendencias respecto a los precios que ha ido marcando el mercado a lo largo de la historia. De esta manera, mediante un análisis cruzado de datos históricos es posible predecir los comportamientos de los valores en el mercado. El objetivo es anticipar, en base a las tendencias descritas anteriormente, las cotizaciones (nos referimos al valor de las acciones o participaciones en las empresas) que alcanzarán estos.

En este análisis se parte, a grandes rasgos, de que el mercado tiende a comportarse de igual manera en situaciones similares. Existen dos clases principales de análisis técnicos.

Por una parte, el análisis conocido como chartista, que se basa en los cuadros y gráficos. Estos, como las velas japonesas, permiten hacerse una idea de las tendencias marcadas y previsibles para el mercado de una forma intuitiva.

Por otro lado, destacamos la existencia del análisis cuantitativo, el cual también recibe el nombre, coincidente con el reseñado en el encabezamiento de este apartado, de técnico. Esta suma a las aportaciones de las estadísticas expresadas gráficamente otras numéricas y matemáticas.

A grandes rasgos, lo que te interesa saber sobre todo es que estos análisis se fundamentan en un factor objetivo como el precio. Por consiguiente, te vendrán bien para decidir cuándo entras o sales del mercado. No obstante, has de tener en cuenta que desentrañar los códigos de los gráficos requiere una práctica continua.

¿En qué consiste el análisis fundamental en el trading?

Mientras que el análisis técnico se centraba en la evaluación de los anteriores movimientos del mercado para prever los siguientes, el fundamental no implica fijarse en el pasado.

El análisis fundamental en el trading, como el técnico, también trata de anticipar qué va a suceder respecto a los valores. Pero va a tener en cuenta otros indicadores. En estos casos, va a buscar información que permita conocer cómo avanzarán las cotizaciones. Estas informaciones, básicamente, son las noticias de prensa que aparecen en las secciones de economía de los diarios. Nos referimos a noticias sobre operaciones entre empresas, ventas de acciones y decisiones de los diferentes gobiernos y bancos centrales.

Se parte de la premisa de que quien tiene la información tiene el poder. Por consiguiente, se valoran positivamente las filtraciones de datos privilegiadas o confidenciales. Sin duda, proporcionan una ventaja competitiva frente al resto de predictores del mercado. Conocer por anticipado las grandes decisiones macroeconómicas favorece tomar decisiones óptimas respecto a los movimientos de precios que van a suceder.

Sin embargo, recuerda que el número de noticias que se publica sobre asuntos económicos influyentes es alto. Y, además, que numerosas de estas noticias tienen un sentido contradictorio entre sí, lo que contribuye a generar confusión.

Esta clase de análisis se subdivide en dos: top-down analysis y bottom-up approach. El primero se basa en movimientos a largo plazo y el segundo se centra en el estudio de empresas concretas.

En definitiva, ya ves que el análisis técnico en el trading y el fundamental se complementan.

Mientras el técnico sugiere cuándo comprar o vender en función de las tendencias del mercado, el fundamental analiza los pros y contras del valor.

Deja un comentario

Los CFD son instrumentos complejos y conllevan un alto riesgo de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento. Debe considerar si comprende cómo funcionan los CFD y si puede permitirse asumir el alto riesgo de perder su dinero.
A %d blogueros les gusta esto: